LOS ESTUDIOS DE INGENIERÍA ELÉCTRICA


La enseñanza de la electricidad en las universidades americanas y europeas empezó a finales del siglo pasado, inmediatamente después del desarrollo de la iluminación por bombillo incandescente y la generación y distribución de potencia, allá en 1882. Durante esa década surgieron departamentos de ingeniería eléctrica en muchas partes y se estima que actualmente existen cerca de 200 departamentos solamente en los Estados Unidos. En Inglaterra la educación formal empezó en el área de la física. En Alemania la disciplina fue dividida en "corriente pesada", para potencia y "corriente liviana" para electrónica y varias escuelas establecieron departamentos académicos separados. Este criterio también se utilizó en la India y el Japón. En los Estados Unidos se pensó que era necesario más bien una base común para ambas áreas y la división en departamentos distintos no ocurrió tan frecuentemente.

A partir de 1870, en los Estados Unidos se puede identificar claramente una tendencia lenta, pero sostenida, en favor de la enseñanza de la ingeniería basada en principios científicos y en el uso del método experimental en la investigación. Esto es particularmente válido para la ingeniería eléctrica en donde la instrucción es ante todo un producto científico. Los desarrollos de la electricidad y su amplia difusión coinciden pues con la ruptura de las universidades del mito de la acientificidad de los ingenieros. En consecuencia la enseñanza de la ingeniería eléctrica se inicia en las universidades y dentro del marco de principios científicos. Es conveniente señalar que este proceso es distinto e inverso al de otras ramas de la ingeniería que si bien se incorporan también a las universidades dentro del marco de disciplinas científicas, cuando lo hacen ya eran disciplinas bien establecidas, pero de tipo técnico. Los primeros cursos de ingeniería eléctrica en cambio, son en su mayoría de carácter universitario y se inician en la década de los ochenta del siglo pasado en centros universitarios, tales como la Universidad de Cornell y el "Massachusetts Institute of Technology" (MIT). Este hecho es de singular importancia y merece destacarse, pues para aquel momento estas dos instituciones eran muy distintas desde el punto de vista del prestigio y del presupuesto de que disponían. Mientras Cornell estaba entre las más grandes y afamadas universidades norteamericanas, el MIT era, hasta las primeras décadas del siglo XX, apenas el "Boston Tech", con un presupuesto unas 10 veces inferior al de Cornell. El MIT estuvo también entre las primeras instituciones de educación superior que desarrollaron investigación aplicada y una de las áreas de especialización fue precisamente la física orientada al conocimiento de la utilización de la electricidad. Posteriormente ese conocimiento empezó a ser impartido a nivel de institutos técnicos, además de las universidades. La enseñanza de la ingeniería eléctrica evolucionó, pues, de los científico hacia lo técnico, proceso este que tiene características distintas a la gran mayoría de las otras ingenierías.

Otra característica de la enseñanza de la ingeniería eléctrica en los Estados Unidos es su estrecha conexión con la industria, la cual desde los inicios asumió plenamente la responsabilidad por el entrenamiento práctico de los estudiantes mientras que en las universidades adquirían las bases científicas del conocimiento. La industria eléctrica fue la más empedernida defensora de un cambio en la estructura curricular que permitiera una estrecha relación de las universidades con la industria y por lo tanto una enseñanza más acorde con las necesidades de esta última.

Al otro lado del Atlántico, en Inglaterra, se establecía en 1871 la primera cátedra de física experimental, en la prestigiosa Universidad de Cambridge y se fundaba el "Cavendish Laboratory" que marcó durante el siglo XX toda una tendencia de desarrollo de la enseñanza y la investigación en física aplicada. Es decir, al igual que en los EE.UU., la adquisición formal de conocimientos en electricidad se inició en el área de la física. La misma modalidad adoptó la educación en este campo en Alemania, Japón y otros países. En todos ellos el desarrollo de la industria también fue el factor fundamental para el surgimiento de la enseñanza institucionalizada en universidades y en todos ellos la industria participó activamente, influenciando profundamente el proceso educativo. En cuanto a la separación en dos disciplinas distintas, ingeniería eléctrica e ingeniería electrónica, esto no ocurrió fácilmente. Tanto en los Estados Unidos, como en Inglaterra, se ha considerado por mucho tiempo que una formación básica en los fundamentos científicos de la electricidad es necesaria para ambas carreras y que para su entrada en las respectivas industrias, los estudiantes deberían tener una formación especializada en las distintas aplicaciones. Muchas universidades ofrecen, pues, una educación común con una considerable base en matemática, física y química, para después otorgar la especialización a nivel de postgrado o en la industria. La separación formal en dos o más disciplinas especializadas ha estado ocurriendo más recientemente, pero sin que la discusión llegara a un punto claro de consenso acerca del momento más oportuno en que se debe ofrecer la especialización. De hecho un número muy importante de universidades jamás ha completado una separación de los estudios a nivel de pregrado. Hoy de nuevo se discute a escala mundial la conveniencia de formar un ingeniero con una base científica fuerte y un espectro de posibilidades de acción muy amplio para, a nivel de postgrado o en la misma industria, dar la definitiva formación en electrónica, potencia, sistemas, computación, Comunicaciones, control y muchas otras áreas que demandan conocimiento especializado. Sin embargo, para los países en vias de desarrollo como Venezuela, muchos creen necesario que los ingenieros adquieran una primera especialización ya a nivel de pregrado.

Un aspecto importante a entender cuando se revisa el proceso de enseñanza de esta disciplina, es el carácter muy dinámico de la tecnología. En consecuencia curriculum, perfil del egresado, contenidos de los programas, objetivos de la enseñanza y tantas otras facetas, están sujetos constantemente a revisión y cambios, en muchos casos tan dramáticos como violentos y constantes son las transformaciones y el desarrollo en la tecnología con la que se está trabajando. Desde el punto de vista del avance científico en este campo, es interesante ver cómo el conocimiento, sus aplicaciones y su enseñanza evolucionan aceleradamente hasta convertirse en el centro y eje del desarrollo tecnológico del presente.

Acerca del proceso cumplido en Venezuela, a los efectos de la ubicación de la ingeniería eléctrica en el contexto histórico de la enseñanza profesional de esa disciplina, hay que aclarar que hasta 1943 las Escuelas de Ingeniería del País sólo ofrecían el título de ingeniero civil. En 1944 se inició la reforma de los estudios de ingeniería en el seno de la UCV con el fin de diversificar las opciones y modernizar el pensum mediante la incorporación de nuevos cursos.

Los estudios formales de ingeniería eléctrica en Venezuela se iniciaron en el año lectivo 1947-48, recién cuando en Estados Unidos se inventaba el transistor, unos sesenta años despúes de los primeros cursos en Cornell y el MIT. La Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la UCV fue la sede de los primeros cursos. Las gestiones que permitieron el inicio de estos estudios provinieron de una acción combinada del Ing. David J. Morales, quien para ese entonces era Director de la Sección de Energía Eléctrica del Ministerio de Fomento, conjuntamente con el Dr. Juan Pablo Pérez Alfonzo, quien acogió la idea del Ing. Morales y sugirió al rector de la UCV, Dr. Santiago Vera Izquierdo, la conveniencia de iniciar cuanto antes la especialización de ingeniería eléctrica en la UCV. Como consecuencia de estas gestiones y como había, de parte de las autoridades universitarias, una tendencia hacia la diversificación de los estudios en ingeniería, a fines de agosto de 1947 se resolvió elaborar un primer plan de estudios para la carrera de ingeniería eléctrica. Una comisión de la propia Facultad encabezada por el Decano, Dr. Hipólito Kwiers Rodríguez, preparó el plan, en el cual se aprovechaba en lo posible el plan de estudios para ingeniería civil y cuya aplicación se inició con los estudiantes del quinto semestre, en septiembre de ese mismo año. El nuevo plan de estudios tenía así mucho en común con el de ingeniería civil y a juicio de algunos, se podía adaptar tanto para los estudios de ingeniería eléctrica como de ingeniería mecánica. En consecuencia, se resolvió descontinuar la especialización que existía hasta ese momento, que era ingeniería industrial y así iniciar en su lugar las dos opciones de ingeniería eléctrica e ingeniería mecánica, a las que posteriormente se agregaría ingeniería química. La promoción de ingenieros industriales egresó en 1948 y los estudios de ingeniería eléctrica y de ingeniería mecánica, sustituyendo a los de ingeniería industrial, se iniciaron en los años 1947 y 1948 respectivamente.

Los primeros profesores de la especialización fueron los siguientes:

Circuitos Eléctricos y Magnéticos......Teófilo González Molina
Corriente Alterna I....................David J. Morales
Campos Eléctricos y Magnéticos.........Teófilo Ganzález Molina
Máquinas de Corriente Directa..........Melchor Centeno Vallenilla
Problemas de Ingeniería Eléctrica......Edmond Benedetti
Electrónica I..........................Teófilo González Molina
Laboratorios...........................Francisco López del Rey y Volodimir Koval

El primer plan de estudios de ingeniería eléctrica fue transitorio, así como fue transitorio el que lo reemplazó para el año lectivo 1948-49. Con el tercer plan de estudio en el año lectivo 1949-50, se comenzaron a dictar asignatura de especialización a partir del segundo año, en vez del tercer año. Para el año lectivo 1950-51 se añadió un período más a todas las especializaciones de ingeniería, llevando así la carrera a cuatro años y medio. Posteriormente los estudios de ingeniería en toda la Facultad se llevaron a cinco años.

En 1950 se otorgaron los primeros títulos de Ingeniero Electricista a los graduandos Alberto Naranjo Escobar y Andrés Eloy Martínez.

En septiembre de 1962 el Departamento de Ingeniería Eléctrica fue elevado a rango de Escuela de Ingeniería Eléctrica, dependiente de la Facultad de Ingeniería, la cual había adoptado ese nombre en 1953.

Es importante notar que, desde el primer pensum de estudios con que se abren los estudios de ingeniería eléctrica en Venezuela, se encuentran ya incorporados los estudios de electrónica. Entre tercero y cuarto año de la carrera se veían tres cursos de electrónica con sus respectivos laboratorios con carácter de materias obligatorias. En ese primer plan de estudios se dio mucho énfasis en la formación en los nuevos campos del conocimiento. Posteriormente ese criterio se modificó en función de darle más peso al campo de la potencia y para 1950 "Electrónica" desaparece como materia obligatoria y se incorpora como materia electiva junto con otras tales como: "Televisión", "Radiotransmisión" y "Comunicaciones Eléctricas".

Para 1954 se introducen de nuevo en el plan de estudios: "Electrónica Fundamental" y "Electrónica Aplicada" como materias obligatorias a nivel de cuarto y quinto año y dentro de las electivas figura: "Elementos de Servomecanismos".

En el año lectivo 1958-59 figura "Electrónica" a nivel de tercero y cuarto año, mientras que "Servomecanismos" pasa a ser obligatoria. Entre las electivas figuran : "Electrónica III", Electrónica IV", "Técnicas de Impulsos". "Telecontrol", "Electroquímica" y "Calculadores Eléctricos".

En 1959-60 se da impulso a la parte de teleComunicaciones, pues se incorporan a nivel de cuarto y quinto año varias materias directamente relacionadas con esta especialidad. Sin embargo esto no dura mucho, pues en 1963 se reduce el peso específico de las teleComunicaciones, esto en cuanto al número de materias obligatorias.

Para 1961 el Departamento de Ingeniería Eléctrica fue organizado en base a tres divisiones, que tenían a su cargo las siguientes asignaturas:

División de Ciencias Eléctricas:
Circuitos Eléctricos I y II, Laboratorio de Circuitos Eléctricos I y II, Introducción a la Electrónica, Mediciones Eléctricas, Laboratorio de Mediciones Eléctricas, Circuitos Magnéticos y Transformadores, Laboratorio de Magnetismo, Teoría Electromagnética I, Servomecanismos I, Ingeniería Eléctrica I y II, Luminotecnia, Electrotecnia.

División de Comunicaciones:
Taller de Electrónica, Electrónica I, II y III, Laboratorio de Electrónica I, II y III, Comunicaciones Eléctricas I y II, Laboratorio de Comunicaciones Eléctricas I y II, Ingeniería de Comunicaciones I y II, Teoría Electromagnética II, Telefonía, Técnica de Impulsos, Electrónica Industrial.

División de Potencia:
Máquinas de Corriente Directa, Laboratorio de Máquinas de Corriente Directa, Canalizaciones Eléctrica, Líneas de Transmisión, Máquinas de Corriente Alterna I y II, Laboratorio de Máquinas de Corriente Alterna I y II, Sistemas de Protección I y II, Sistemas de Distribución, Accionamientos Eléctricos, Sistemas de Potencia, Electricidad Industrial.

Los profesores que se encargaban del dictado de esas asignaturas, eran los siguientes: Raúl Arreaza, Melchor Centeno, Roberto Chang, Paul Fischel, José Farrán, Teófilo González Molina, Armando Guía, Roberto Halmoguera, Volodimir Koval, Hans Klein, Francisco López del Rey, Juan José Martini, Giorgio May, Alberto Naranjo, Reinhold Pedersen, Hernán Pérez Belisario, César Quintini, Vicente Roca, Luis Bertrand Soux, Emilio Tébar, Raúl Valarino, Mauricio Vurgait, Federico Weymar.

En septiembre de 1962, al crearse la Escuela de Ingeniería Eléctrica, ésta quedó constituida por tres departamentos con las las siguientes asignaturas:

Circuitos y Comunicaciones:
Circuitos Eléctricos I, II y III, Laboratorio de Circuitos Eléctricos I y II, Mediciones Eléctricas, Laboratorio de Mediciones Eléctricas I y II, Síntesis de Redes I y II, Teoría Electromagnética, Comunicaciones Eléctricas, Laboratorio de Comunicaciones, Ingeniería de Comunicaciones I y II, Telefonía, Ingeniería Eléctrica I.

Electrónica y Control:
Introducción a la Electrónica, Taller de Electrónica, Electrónica I, II y III, Laboratorio de Electrónica I, II y III, Servomecanismos I y II, Técnica de Impulsos, Ingeniería Eléctrica III, Luminotecnia.

Potencia:
Circuitos magnéticos, Laboratorio de magnetismo, Máquinas Eléctricas I y II, Laboratorio de Máquinas I y II, Máquinas de Corriente Alterna, Laboratorio de Máquinas de Corriente Alterna, Canalizaciones, Proyectos de Canalizaciones, Accionamientos Eléctricos, Líneas de Transmisión, Sistemas de Distribución I y II, Sistemas de Potencia, Sistemas de Protección I y II, Ingeniería Eléctrica II, Electrotecnia, Programación I.

Para esa época la Escuela disponía apenas de 13 profesores a dedicación exclusiva y a tiempo completo (que dictaban de 12 a 15 horas de clases semanales), 2 técnicos, 3 ayudantes de laboratorio, 14 preparadores y 1 secretaria. El número de alumnos era de más de 300, con cerca de 500 preinscritos en el primer año y había alrededor de 20 egresados por año. En el informe anual del Director se puede constatar cómo ciertos problemas han estado siempre presentes en la realidad universitaria: "..... Tanto para atender al mayor número de alumnos, como a los nuevos laboratorios, hace falta más personal docente competente. Sin embargo, la actual política de sueldos de la UCV impide definitivamente la consecución de nuevos profesores y probablemente de por resultado la renuncia de profesores, ya que sus sueldos no compensan el alto costo de la vida. Es necesario recalcar que una enseñanza adecuada se puede impartir solamente cuando se dispone de personal a tiempo completo, remunerado con justicia....".

Para el año 1963 el personal docente de mayor dedicación se elevó a 23 y en noviembre de 1964 el Consejo Universitario aprobó la creación del Departamento de Comunicaciones, con lo que la Escuela pasó a estar formada por cuatro departamentos que dictaban las siguientes asignaturas:

Circuitos y Mediciones:
Circuitos Eléctricos I, II y III, Sistemas Lineales, Mediciones Eléctricas, Gráficas Eléctricas, Síntesis de Redes I y II, Luminotecnia, Ingeniería Eléctrica.

Comunicaciones:
Teoría Electromagnética I y II, Comunicaciones I, II y III, Ingeniería de Comunicaciones I y II, Sistemas Telefónicos I y II.

Electrónica, Computación y Control:
Introducción a la Electrónica, Electrónica I, II, III y IV, Sistemas de Control I y II, Introducción a la Programación, Programación Avanzada, Computadores Aplicados a la Ingeniería Eléctrica, Técnica de Impulsos, Teoría y Aplicación del Transistor, Diseño de Circuitos Electrónicos, Ingeniería Eléctrica I.

Potencia:
Máquinas Eléctricas I, II, III y IV, Canalizaciones, Proyectos de Canalizaciones, Proyectos de Iluminación, Evaluación de Proyectos, Líneas de Transmisión I y II, Sistemas de Distribución I y II, Sistemas de Potencia I y II, Sistemas de Protección I y II, Ingeniería Eléctrica II, Electrotecnia.

Entre 1963 y 1967 se va estructurando un pensum de estudios que define un poco más claramente tres especializaciones: "Potencia", "Electrónica" y "Comunicaciones". La base de esta configuración son las materias electivas del noveno y décimo semestre. También se introducen un conjunto de materias que intentan una formación más integral del ingeniero, especialmente en lo referente al área socio-humanística.

Para 1966 la Escuela disponía de 35 profesores a dedicación exclusiva y tiempo completo, 3 a medio tiempo y 35 a tiempo convencional. El número de alumnos era de unos 360 y el de egresados cerca de 30.

En julio de 1968 se creó un quinto departamento, el de Ingeniería de Sistemas, que quedó a cargo de las siguientes asignaturas: Sistemas Lineales, Administración, Economía Industrial, Ingeniería Eléctrica y Programación. Este Departamento creció rápidamente y para 1973 tenía un número considerable de profesores para el dictado de las siguientes asignaturas: Sistemas Lineales I y II, Probabilidades I y II, Ingeniería Económica de Sistemas I y II, Administración, Economía Industrial, Conceptos Básicos de Planificación, Ingeniería Eléctrica, Ingeniería Eléctrica I y II, Seminario de Investigación Operativa, Programación I y II, Programación Avanzada, Computadores Aplicados a la Ingeniería Eléctrica. El Departamento de Circuitos y Mediciones en cambio, quedó con apenas cinco asignaturas, todas ellas básicas: Circuitos Eléctricos I, II y III, Teoría Electromagnética y Fundamentos de Ingeniería Eléctrica.

En 1975 se implantó un nuevo pensum que explicitamente definía tres opciones: "Potencia", "Comunicaciones" y "Electrónica y Control". Cada una de estas opciones tenía materias propias de la especialidad y materias electivas de otros departamentos.

En 1977 se llevó a cabo una ulterior modificación del plan de estudios, especialmente de los últimos tres semestres, creándose así cuatro opciones: "Comunicaciones", "Electrónica y Control", "Potencia" y "Opción General". Esta última opción quedó a cargo del Departamento de Circuitos y Mediciones, pero el número de estudiantes que la ha tomado ha sido reducido en comparación con las otras.

Como consecuencia de esa modificación parcial, al Departamento de Ingeniería de Sistemas se adscribieron las asignaturas: Sistemas Lineales I y II, Análisis Numérico, Economía Industrial, Ingeniería Eléctrica, Administración, Investigación de Operaciones, Ingeniería Económica de Sistemas I y II, Programación II, Programacíon Avanzada, Cálculo Operacional Avanzado, Minicomputadores y sus Aplicaciones. (Estructura de Computadores se adscribió al Departamento de Electrónica). En cambio al Departamento de Circuitos se adscribieron algunas asignaturas más "profesionales", además de las básicas: Circuitos Eléctricos I, II y III, Teoría Electromagnética I y II, Conversión de Energía, Seminario, Orientación, Luminotecnia. (Electrotecnia se adscribió al Departamento de Potencia).

A partir del segundo semestre de 1976 se empezó a dictar el curso de maestría en "Ingeniería Eléctrica, opción Potencia" y posteriormente, a partir del primer semestre de 1978, las opciones en "Sistemas Digitales" y "Sistemas de Comunicaciones".
Por lo que se refiere a otros datos de interés histórico, a continuación se reporta la lista de las autoridades de la Facultad y de la Escuela, incluyendo los Jefes de Departamento:

DECANOS:


DIRECTORES:


JEFES DE DEPARTAMENTO:

Circuitos y Mediciones:

Electrónica, Computac. y Control:

Potencia:

Comunicaciones:

Ingeniería de Sistemas:

Inicio - - Departamentos: Comunicaciones - Electrónica - Potencia - - Postgrado - FTP público - Calendario Académico

[U.C.V.] [Facultad de Ingeniería]